TEXTURAS Y USOS

Actualizado: 8 de jul de 2020



A todos nos ha pasado que cuando vamos a comprar algún producto para la piel en el envase podemos leer: crema, gel, ungüento, etc.

¿Es importante eso?

Pues la respuesta es ¡Claro que sí y mucho! Porque el éxito para que un producto funcione, radica en su textura, ya que cada una tiene una indicación diferente.

La diferencia está en la cantidad de agua y aceite que tienen:


Loción: A base de agua. Esta textura es ideal para cuero cabelludo o zonas del cuerpo con mucho pelo. Permite su fácil absorción.

Gel: Formado por agua y una muy pequeña cantidad de aceite. Cuando la aplicamos se evapora rápidamente. Ideal para pieles grasas y con acné.

Emulsión: Son cremas ligeras (algo “aguadas”). Tienen más cantidad de aceite que los geles. No dejan residuos en la piel. Un ejemplo conocido son las leches corporales.

Crema: Tiene un poco más de grasa que agua. Cuando se aplica en la piel deja una delgada película grasa. Es la textura más utilizada, como cremas hidratantes corporales por ejemplo.

Pomada: Tiene más grasa que una crema pero menos que un ungüento. Van muy bien en lesiones secas con descamación como eczemas.

 Ungüento: No contiene casi nada de agua. Compuesta casi en totalidad de grasa. Ideales para lesiones muy secas o zonas gruesas de la piel como codos, rodillas y talones.

Ya sabes, cuando escojas un producto revisa bien su textura para saber que necesitas.

Dra. Catherine Córdova Médico Dermatóloga





5 vistas0 comentarios

Contáctanos

Envíanos tu mensajes o consultas...

La Clínica

Dirección

Av Faustino Sánchez Carrión 615, Jesús María

Horarios

Lunes-Viernes
10AM-7PM

Sábados

10AM-4PM

Tel

+51 920 801 894 (WhatsApp)

+511 407 8500